Plagas en Invierno

Plagas en Invierno

Cuando llega el invierno, se cree, erróneamente, que al bajar las temperaturas, las plagas desaparecen. Sin embargo, a menudo sucede lo contrario; condiciones más frías significan que ciertas alimañas buscan calor, refugio y comida.

Pero ¿Qué ocurre con las plagas en invierno? ¿Dónde se ocultan? ¿Simplemente mueren? ¿Cómo logran emerger nuevamente cuando regresa el calor?

La respuesta no es tan sencilla como podría imaginarse. La realidad es que, ciertas plagas entran en diapausa, un estado fisiológico que se usa a menudo para sobrevivir condiciones ambientales desfavorables, tales como temperaturas extremas, sequía o carencia de alimento; mientras que otras, como los roedores, entran a los edificios, casas, industrias, comercios en busca de calor y fuentes de alimento.

Las hormigas por ejemplo, se internan en lo más profundo del hormiguero y taponan la entrada con restos vegetales. Pero todos los insectos que deben afrontar los rigores invernales cuentan con un buen arsenal de medidas, que se ponen en marcha cuando los días otoñales comienzan a acortarse.

Plagas en Invierno

Por eso es necesario explicar primero, que sucede en esta época

Una revolución en su cuerpo: La disminución de las horas de luz en invierno hace saltar una alarma en el reloj biológico de los insectos. Para muchos de ellos es la orden de entrar en diapausa, un estado que reduce su metabolismo, detiene el desarrollo y moviliza sus reservas de grasa para mantenerlos con vida.
Muerte invernal: Pero lo cierto es que una solución frecuente para muchos insectos adultos es sencillamente morir, una vez que han asegurado la supervivencia de su especie para la próxima primavera dejando tras de sí a sus descendientes, ya sea en forma de huevo, larva o pupa; formas inmaduras que resistirán el invierno con la ayuda de sus anticongelantes y cobijadas en huecos de árboles, bajo hojas o rocas, o enterradas en el suelo, que actúa como una eficaz manta natural.Sus comportamientos: Las plagas del jardín, a diferencia de otras, si disminuyen en invierno. Esto se debe a que, las bajas temperaturas crean un ambiente hostil en el césped, sobre la tierra, y en las plantas. Los insectos que durante los días fríos se alimentan sin prisa y sin pausa del verde y de la savia, hacen sus nidos bajo el suelo o dentro de la planta.

Las plagas domiciliarias, tratar de huir del frio ingresando en cualquier lugar que les aporte calor y fuentes de alimento. Siendo lo más común, nuestras casas, empresas y negocios.

A continuación, les compartimos algunas características básicas de comportamiento de las plagas más comunes, para luego poder desarrollar las medidas básicas para prevenirlas.

En el jardín:

  • Barrenadores de tallo: Producen agujeros profundos en el tronco o las ramas de los árboles. Efectúan su labor con sus mandíbulas, con las cuales pueden llevar a devastar un árbol si no se las erradica a tiempo.
  • Insectos que atacan raíces y tallos: Se trata de los insectos que durante el invierno anidan bajo la tierra. Las larvas de chinches, por ejemplo, crecen entre las raíces de las plantas del jardín, abasteciéndose de ellas para crecer.

En nuestras casas, empresas y negocios:

  • Roedores: Anidan generalmente en sótanos, montones de escombros, u otros materiales que no sufren alteraciones. Se sabe que roen casi cualquier cosa para obtener alimento o agua. Pueden causar graves daños materiales a la propiedad por masticar cables y producir incendios, atravesar paneles de yeso y propagar enfermedades a través de sus excrementos y orina.
  • Cucarachas Alemanas: Las cucarachas alemanas prefieren vivir en pequeñas áreas, cercanas a la cocina y a la humedad, por lo que nuestros hogares son el hábitat perfecto para la propagación de esta especie. Ingresan a través de bolsas de comestibles, cajas y electrodomésticos o muebles de segunda mano, y se las encuentra frecuentemente en cocinas y baños.
  •  Arañas de rincón: En invierno aumenta la presencia de arañas dentro de las viviendas. Prefieren hacer telarañas en lugares no perturbados, tales como armarios, áticos, ángulos de la pared cerca del techo o sótanos. Al igual que otros tipos de arañas, se las encuentra frecuentemente dentro de las cajas de cartón, a lo largo de molduras, en la ropa y zapatos raramente usados.

Precauciones a tomar para prevenir la penetración de las plagas:

Para prevenir y combatir plagas en el jardín, la primera media es de forma natural y ecológica. La biodiversidad es fundamental para la salud de tu jardín. Todos aquellos insectos que se alimentan de otros insectos serán útiles para combatir plagas. 

Entre ellos, las arañas y las vaquitas de San Antonio. ¿Sabías que una sola araña devora en un año y medio cerca de tres mil insectos? Las vaquitas de San Antonio, suelen alimentarse de insectos perjudiciales para las plantas del jardín, por ejemplo, los pulgones.

Otro modo de ahuyentar plagas de forma natural es mediante la asociación de especies de plantas. Cuida de colocar plantas repelentes como aromáticas cuyas raíces y tallos resulten tóxicos para las larvas, cerca de aquellas que se encuentren indefensas. De este modo, lograrás una rica presencia vegetal y un jardín saludable de manera económica y ecológica.

Roedores:

  • Estudios de comportamiento demuestran que los roedores pueden pasar por aberturas del diámetro de una moneda de 10 centavos; por lo cual es recomendable sellar grietas y agujeros en el exterior de las viviendas con lana de acero.
  • Mantener las áreas claras y guardar cajas y otros elementos fuera del alcance del piso, ya que se sabe que a los roedores les gusta esconderse en el desorden.
  • Hacer inspecciones regulares para detectar señales de roedores, tales como excrementos, marcas y elementos dañados.
  • Eliminar las fuentes de humedad en los espacios de rastreo y sótano.

Cucarachas alemanas:

  • Mantener mesadas y pisos limpios libres de restos de alimento.
  • Desechar diariamente los residuos domiciliarios o de oficinas.
  • Prestar atención a las cocinas y a los baños, especialmente bajo sanitarios, electrodomésticos y sumideros.

Arañas de rincón:

  • Mantener árboles y arbustos recortados o con la poda adecuada. Cortar las ramas que toquen el techo de las viviendas o edificios.
  • Guardar ropa y zapatos dentro de contenedores de plástico con tapa.
  • Prestar especial atención a guantes y zapatos que no se utilizan, ya que a esta plaga le gusta esconderse dentro de este tipo de prendas.

Asimismo, y como medida complementaria y preventiva, se recomienda la aplicación de plaguicidas de baja toxicidad y monitoreo de las plagas comunes por personal técnico especializado.

Consúltanos acerca del control de plagas y la aplicación de productos químicos comerciales.Bien Verde, hacemos de un lugar tú Lugar.

Llamá y te asesoramos:

3543-581967

351-5064043 

351-2478794

351-8191567

https://www.bienverdecordoba.com/desratizacion.php
https://www.bienverdecordoba.com/control-de-insectos.php

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.